La lamprea

Lamprea o Hyperoartia del latín, también se les denomina los vampiros acuáticos, quizás puede parecer un animal primitivo por su apariencia, y así es, es un animal que apenas ha evolucionado, son semejantes a las anguilas pero estas poseen una boca en forma circular llena de pequeños dientes para perforar y agarrarse a sus presas y poder succionar la sangre. También se alimenta de carroña

Su tacto es húmedo y resbaladizo, no posee escamas como la mayoría de peces y su carne es gelatinosa al igual que la de anguila. Tiene un color oscuro

Hábitat

En agua salada suelen habitar entorno a los 300 – 500 metros de profundidad, mientras que en agua dulce podemos encontrarlas a muy escasa profundidad.

Reproducción

Nacen en agua dulce donde permanecen hasta alcanzar su madurez sexual, entorno a los 4 años, para trasladarse al mar y pasará la mayor parte de su vida parasitando y alimentándose de peces en vida, para terminar volviendo y desovando río arriba, en aguas poco profundas y terminar muriendo.

Pesca

Aunque es un pescado salvaje también existen piscifactorías o granjas destinadas a la cría de esta especie, en la pesca libre se usa una malla para desviar la corriente de agua y hacer que este animal se vea obligado a pasar por la malla y quedar atrapado.

Cocina

Es un animal codiciado en el mercado culinario, muy apreciado en el noroeste de la geografía española, donde de este animal es usado para guisos como puedan ser lamprea y patatas con pimentón o la muy famosa lamprea a la bordelesa, o una empanada de lamprea en su propia sangre.

Los precios suelen estar entorno a los 20 – 25 € / Kg, no es que sea un pescado precisamente económico.


Share